¿Qué sueldo se necesita para vivir en Madrid de alquiler?

Aprende qué sueldo se necesita para vivir en Madrid de alquiler, ya que en la actualidad es una realidad que cada vez son más personas las que encuentran una solución al tema de donde vivir en los alquileres.

Las épocas en donde se buscan comprar directamente una vivienda parece que se han quedado un poco en el pasado. Los cada vez más elevados precios de las viviendas no hacen más que convertir a los alquileres en una ventaja para la gran mayoría de personas.

 

Por poner un ejemplo, el alquiler supone que no podremos llegar a suavizar algunos gastos como el mantenimiento de la vivienda.

El detalle está en que muchas personas, a la hora de buscar un sitio en donde vivir, olvidan la importancia que tiene la cantidad de dinero que ganamos por nuestro trabajo al mes en relación con el precio de una vivienda, en este caso, en Madrid. ¿Cuánto podemos llegar a destinar de nuestro sueldo para un alquiler de un piso en Madrid?

La respuesta a esa pregunta es un poco complicada, porque no solo debemos quedarnos con la parte más superficial y solo tomar en cuenta el precio como tal del alquiler, existen una serie de factores como el transporte público, la comida, los servicios que influyen bastante y que condicionaran nuestro sueldo y nuestra capacidad de elección.

¿Cuánto es el suelo neto que percibe una persona en España?

Quizás este sea el mejor punto de partida; no tiene mucho sentido hablar de alquileres si ni siquiera tenemos claro la cantidad de dinero real que tendremos a final de mes y que nos permitirá afrontar un alquiler u otro.

En resumidas cuentas, para calcular el sueldo neto, es importante tener en consideración los siguientes puntos:

Aportaciones a la seguridad social

Es importante tener en cuenta que el 6,35 % del salario bruto debe asignarse a la aportación a la seguridad social.

Sin embargo, debemos resaltar que estas aportaciones cuentan con un límite superior; en el momento en que se llegue a los 49.000 euros, estas pasaran a ser de 3.101,42 euros.

Retenciones del IRPF

El tema con el IRPF es que este tiene en cuenta las circunstancias de las familias que tengan hijos o familiares que cuenten con una edad superior a los 65 años (También se toma en cuenta el grado de discapacidad de estos y otra serie de factores). Los salarias hasta la cifra de 14.000 euros se encuentran exentos del IRPF.

Salario Neto

Esto no es más que el importe bruto. Para hacer el cálculo simplemente hay que tomar la nómina mensual y dividir, en este caso, en 12 pagas totales.

Así pues, para que todo se entienda mejor, supongamos que contamos con un salario de 1.700 euros brutos mensuales.

La cuota de la seguridad social, en este caso en concreto vendría a ser de 107,95 euros por cada mes. Tomando en cuenta los descuentos que vienen de las retenciones del IRPF estaríamos obteniendo alrededor de unos 1.392 euros netos por cada mes.

¿Cuánto es el máximo que se puede gastar en un alquiler?

Conocer nuestros límites es, probablemente, el mejor paso que podemos hacer antes de aventurarnos a buscar un alquiler que nos parezca lo suficientemente atractivo.

Una forma razonable de conocer con cierto detalle hasta qué punto podemos gastar el dinero de nuestro salario en un alquiler es teniendo presente lo siguiente:

  • Considerar todas las fuentes de ingresos que tengamos para determinar el ingreso bruto mensual.
  • Sumar todos los gastos relacionados con tarjetas de crédito o algún préstamo para así saber con exactitud nuestro nivel de deudas.
  • Restar todos los gastos mencionados anteriormente de los ingresos brutos que tenemos cada mes.

Considerando todo esto, es posible aplicar los que se conoce como la regla del 30% y el límite de las 40 veces.

Regla del 30%

En el caso más ideal, lo que debemos buscar es que el gasto relacionado con el alquiler no supere en ningún momento el 30 por cierto de nuestros ingresos (luego de deudas).

Tomando como referencia a la cifra de 1.000 euros como salario mínimo interprofesional y aplicando el 30 %, llegaríamos a la conclusión de que una persona que perciba salario mínimo solo podría llegar a aspirar a un alquiler que no supere los 300 euros por mes.

Para que tengamos una mejor idea, si una persona cobra unos 1.500 euros mensuales, el alquiler que podría llegar a cubrir siguiendo esta regla rondaría los 450 euros mensuales.

Esta es una cantidad que el mundo de los alquileres se suele ver poco, en especial si hablamos de las zonas más céntricas Madrid. La mejor opción en estos casos es buscar viviendas que se encuentren en las afueras.

La regla de las 40 veces

Esta es una regla que nos dice que nuestro sueldo neto anual debería ser, como mínimo, unas 40 veces el precio que pagaríamos de alquiler.

Si nos quedamos con el último ejemplo que hemos dado en el punto anterior; para permitirnos un alquiler de aproximadamente 450 euros, debería ser necesario que, al año, contemos con unos ingresos de al menos 18.000 euros.

¿Dónde encontrar los mejores pisos?

La cantidad de salario que nos quedara luego de haber cubierto todos los gatos relacionados con el alquiler de una vivienda puede depender muchísimo de la zona en donde hayamos alquilado; el tamaño de la vivienda y la cantidad de comodidades que tenga también son factores a tener en cuenta.

Como ya hemos comentado, muchas personas optan por zonas que se encuentren de la periferia de Madrid para poder disfrutar de alquiler más baratos.

Esto no necesariamente significa que tienen que prescindir de beneficios como el metro. Algunas de estas zonas suelen estar muy bien comunicadas, aunque siempre está presente el problema de las largas distancias, lo que significa gastar una cantidad considerable de dinero en transporte o, peor aún, en gasolina para el coche.

Factores a tener en cuenta antes de alquilar un piso.

Alquiler

El alquiler es uno de los principales factores que debemos tomar en cuenta si estamos pensando en mudarnos a Madrid. No todas las viviendas cuentan con la misma cantidad de servicios cerca o estaciones de metro; tampoco todas son del mismo tamaño ni tienen la misma cantidad de habitaciones.

Por esta razón, el alquiler; la cantidad de dinero que tenemos que pagar mensualmente para disfrutar de la vivienda, varía mucho en según qué zona nos encontremos.

Es importante señalar que Madrid cuenta con una buena oferta en lo que a los inmuebles se refiere pues, en términos generales, podemos encontrar sitios de entre 1 y 3 habitaciones sin mayores dificultades.

Eso sí, es muy raro que se encuentren alquileres de un piso que tenga más de 60 metros cuadrados (y que además se encuentre muy bien ubicado y en buenas condiciones) por una cantidad menor a 700 euros mensuales.

Las viviendas que se encuentran en la provincia suelen tener un costo mucho menor; aquí podremos llegar a encontrar inmuebles en muy buen estado y con un tamaño razonable en unos precios de 300 o 400 euros al mes.

Esto quiere decir que vivir en Madrid realmente puede llegar a ser un desafío; y precisamente esto ha llevado a muchas personas a compartir piso o vivienda, pues es una de las formas más eficientes a la hora de abaratar costos relacionados no solo con el alquiler, sino también con los servicios.

Basta con un sondeo rápido para que podamos saber si el suelo que percibimos es lo suficiente como para permitirnos alquilar en una zona céntrica o un poco más retirada.

Servicios Básicos

Si, el alquiler es el factor más importante a tener en cuenta y el que más va a terminar por tener una influencia en la cantidad de dinero que tendremos que tener a la hora de firmar por el alquiler de una vivienda; sin embargo, el pago de los servicios básicos es un factor que no debemos descuidar, más aún cuando los precios relacionados con el servicio eléctrico cada vez son más elevados.

Por otro lado, conviene saber que tanto la electricidad como el servicio de agua que nos llega a la vivienda está gestionado por empresas privadas, esto nos da cierto margen a la hora de cual empresa escoger para que nuestro presupuesto no se eleve demasiado.

Alimentación

Este es otro de los puntos más importantes a tener en cuenta y que pueden llegar a afectar muchísimo nuestro bolsillo.

Si bien es posible contar con redes de supermercados en donde encontrar alimentos a un precio razonablemente bajo como, por ejemplo, Mercadona; algunas personas pueden estar siguiendo una dieta muy concreta o tener condiciones de salud que los hagan tener que consumir alimentos que no sean precisamente económicos.

Por esta razón es importante que todo lo relacionado con nuestra alimentación también vaya incluido cuando hagamos un cómputo sobre el salario que percibimos y el impacto que tendrá en este el mudarnos o alquilar una vivienda diferente.

Buscar

junio 2024

  • L
  • M
  • X
  • J
  • V
  • S
  • D
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 7
  • 8
  • 9
  • 10
  • 11
  • 12
  • 13
  • 14
  • 15
  • 16
  • 17
  • 18
  • 19
  • 20
  • 21
  • 22
  • 23
  • 24
  • 25
  • 26
  • 27
  • 28
  • 29
  • 30

julio 2024

  • L
  • M
  • X
  • J
  • V
  • S
  • D
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 7
  • 8
  • 9
  • 10
  • 11
  • 12
  • 13
  • 14
  • 15
  • 16
  • 17
  • 18
  • 19
  • 20
  • 21
  • 22
  • 23
  • 24
  • 25
  • 26
  • 27
  • 28
  • 29
  • 30
  • 31
Habitaciones
Precio
Comodidades
Facilidades

Comparar listados

Comparar